San Pascual
lunes, 23 de octubre de 2006

Santo Patrono de las Asociaciones y Congresos Eucarísticos Católicos.

 View English version here


 Pascual Baylon-Yubero nació en Torrehermosa, Aragón, el 16 de Mayo de 1540, Pascua de Pentecostés. Devoto de la Eucaristía desde niño, llega al Reino de Valencia como joven pastor de ovejas, e ingresa en la orden franciscana de los Religiosos Descalzos. Viste los hábitos en la ciudad de Elche y profesa en Orito el 2 de Febrero de 1565.

Con una personalidad asceta y mística, desarrolla su fe en la Eucaristía a través de la caridad fraterna, y la defiende de los ataques de los no creyentes. Tras una vida durante la que cultiva su espíritu con la oración, la escritura y realizando los más modestos trabajos de lego en varios conventos de la zona -llamada Provincia de San Juan Bautista-, muere en Vila-Real el 17 de Mayo de 1592, también Pascua de Pentecostés. Su muerte sucede con el momento de la Consagración durante la misa del convento. Después del fallecimiento, sus ojos se abren para adorar al Santísimo Sacramento.

Beatificado por el Papa Paulo V el 19 de Octubre de 1618. Canonizado por el Papa Alejandro VIII el 16 de Octubre de 1690. Santo Patrono de todas las Asociaciones y Congresos Eucarísticos por León XIII el 28 de Noviembre de 1897. Patrono de la Diócesis española de Segorbe-Castellón por Juan XXIII el 12 de Mayo de 1961. Patrono de Vila-real y otras ciudades , y Santo titular de muchos templos, parroquias y monasterios en toda la comunidad católica mundial.

Durante 1996, más de cien mil devotos de todo el mundo vinieron a Vila-real para visitar su Santuario, donde sus restos son venerados.

 


 


Origen del Monasterio

Los Religiosos Descalzos, (Franciscanos reformados por San Pedro de Alcántara, de ahí llamados también Alcantarinos), llegaron a Vila-real en 1577 para fundar un monasterio. Desde su ubicación original en la ermita de la Virgen de Gracia, se trasladaron en 1578 a la ermita de Nuestra Señora del Rosario, ofrecida por las autoridades locales. Este lugar, en los alrededores cercanos del pueblo, facilitó su labor y supuso el inicio de la construcción del convento alcantarino actual. En este austero edificio vivó sus útlimos años fray Pascual Baylón.
Antiguo Sepulcro de San Pascual

Tras la muerte de fray Pascual y su beatificación, la gran cantidad de visitantes a su Sepulcro obligó a construir una capilla digna y capaz. En 1680 finalizaron las obras, siendo el edificio considerado el primer monumento del estilo Barroco Valenciano por fecha y méritos. Siguiendo la devoción de sus predecesores, el entonces Rey de España Carlos II estableció el Real Patronazgo sobre la Capilla en 1681. Diez años más tarde, en 1691, en conmemoración de la canonización y el centenario de la muerte del Santo, se realizó una urna de cristal que permitía ver su cuerpo incorrupto.


Las Madres Clarisas en el Monasterio

Como resultado de la exclaustración de 1835, los alcantarinos tuvieron que abandonar el convento. En 1836 lo ocuparon las Madres Clarisas procedentes de su convento de Castellón. Estas monjas dedicadas a la vida contemplativa siguen actualmente custodiando el Sepulcro y cuidando el Santísimo Sacramento, expuesto permanentemente en el altar mayor del Santuario.


Destrucción y reconstrucción del Templo y la Real Capilla

 Capilla Real de S.PascualAl comienzo de la Guerra Civil española en 1936, el Sepulcro fue profanado, siendo incendiada y destruida la Capilla Real y la iglesia original, incluyendo el cuerpo incorrupto de San Pascual. En 1942, tres años después del fin de la guerra, se puso la primera piedra para la reconstrucción y algunos años después se comenzó a erigir el "Templo Votivo Eucarístico Internacional de San Pascual", junto a las ruinas del antiguo monasterio, con la idea de reconstruir el Sepulcro y Real Capilla en frente de la que fuera la celda de San Pascual, donde los restos recuperados tras el incendio pudieran ser venerados. El Templo, aunque sin estar totalmente terminado, fue abierto al culto en 1971 y consagrado en 1974.

Juan-Carlos I King of Spain


 El 17 de Mayo de 1992, dia de San Pascual, y IV centenario de su muerte, el actual Rey de España Juan Carlos I inauguró la Real Capilla y presidió el traslado de los restos del Santo a su nuevo Sepulcro. Ambas obras, del pintor y escultor local Llorens Poy, forman parte de la actual remodelación del Santuario.

En el centro de la Capilla, un sarcófago de granito oscuro con una imagen yaciente de San Pascual en plata, inspirada en su cuerpo incorrupto. En el muro posterior, la celda de San Pascual, enmarcada por un retablo de 14 metros de altura.

Otras interesantes piezas con un valor artístico e histórico, de entre los siglos XVI y XX, y que fueron salvadas del incendio de 1936, pueden ser visitadas en la sala llamada "Pouet del Sant" -Pozo del Santo-. Las aguas de este antiguo pozo, fechado en 1589, son muy apreciadas por los devotos. El claustro y el refrectorio, incluyendo el asiento que solía usar San Pascual, pueden ser también visitados.